AnalysisEspañol

Biden presentará selecciones de gabinete: una administración hiper-militarista pro-Wall Street toma forma

Actualizado 23-11 para reflejar los últimos anuncios del equipo de transición de Biden

Los principales asesores del presidente electo Joe Biden anunciaron el domingo que la primera ronda de elecciones del gabinete se anunciará el martes, y algunos primeros informes de la prensa se confirmaron el lunes. Todas las indicaciones sugieren que estas nominaciones tendrán como objetivo tranquilizar a Wall Street de que no hay reformas importantes a favor de los trabajadores sobre la mesa, y dejar en claro que la administración Biden está totalmente comprometida con el uso agresivo del poder militar de la maquinaria de guerra de los EE. UU. para dominar el mundo.

La farsa de Donald Trump de que él es el verdadero ganador de las elecciones se está volviendo cada día más extravagante. Los argumentos de su equipo legal están siendo ridiculizados en los tribunales, y cualquier esperanza remota de que pueda revertir el resultado se está frustrando a medida que los estados clave certifican oficialmente sus resultados. Trump parece decidido a mantener la farsa el mayor tiempo posible para maximizar la cantidad de dinero que puede estafar a sus partidarios y fortalecer su posición como fuerza dominante en el Partido Republicano, incluso cuando está fuera de la oficina. Pero el colegio electoral se convocará el 14 de diciembre y acabará con la ilusión.

Biden no pierde el tiempo preparándose para poner en marcha su gobierno militarista y completamente antiobrero. Es costumbre que los presidentes del Partido Demócrata esparzan en su gabinete un puñado de líderes asociados con el ala “progresista”. Estas figuras generalmente funcionan como una hoja de parra para cubrir de izquierda las políticas completamente reaccionarias de la administración. Biden ha sido un sirviente leal de los grandes bancos y corporaciones a lo largo de casi medio siglo como parte de la élite política y, como presidente, no hay razón para pensar que cambiará de rumbo.

Antony Blinken se ha asegurado el puesto de Secretario de Estado. Blinken fue subsecretario de Estado durante la presidencia de Barack Obama; y cuando Obama, Biden y Gates dudaron, Blinken estuvo entre el campo de los feroces defensores de la guerra de bombardeos en Libia. También abogó por los ataques militares contra el gobierno Sirio. Al principio de la carrera de Blinken, cuando era uno de los principales asistentes del entonces senador Joe Biden, abogó por la partición de Irak al estilo colonial siguiendo líneas sectarias.

En otros temas de importancia para el imperio estadounidense, Blinken puede abogar por cambios tácticos. En septiembre, Blinken dijo en un evento organizado por la Cámara de Comercio de los Estados Unidos que ‘Tratar de desvincularse completamente, como algunos han sugerido, de China…es poco realista y, en última instancia, contraproducente’ y también ha comentado que Biden apoyó “ponernos en una posición de fuerza desde la que interactuar con China”. Comentarios como estos parecen indicar su preferencia por un enfoque menos ponderado hacia las tarifas y sanciones y centrado más en cultivar una facción pro-Estados Unidos, dentro del establecimiento chino mientras fortalecer la ventaja económica y diplomática de los Estados Unidos en el frente geopolítico. Blinken también fue partidario del acuerdo nuclear con Irán del que Trump se retiró y admitió que “la dura realidad es que es, si no imposible, muy poco probable que logremos, en un plazo cercano, la desnuclearización completa de Corea del Norte”.

El nombramiento de Jake Sullivan como Asesor de Seguridad Nacional también es una indicación de que la administración Biden puede buscar reducir las tensiones con Irán, que casi explotaron hasta la guerra total a principios de este año. Según los informes, Sullivan formó parte del equipo que participó en reuniones secretas con funcionarios iraníes en Omán en 2013 para iniciar negociaciones que conducen al acuerdo nuclear del PIAC. Sin embargo, vale la pena recordar que el PIAC fue conceptualizado por el establecimiento de la política exterior como una retirada táctica que permitiría al imperialismo estadounidense concentrar su poder en otros lugares, particularmente en China.

Michele Flournoy, la favorita para ser nombrada Secretaria de Defensa escribió recientemente un artículo en el que enfatiza lo importante que era que el ejército estadounidense pudiera amenazar de manera creíble con hundir todos los barcos chinos en el Mar de China Meridional en 72 horas.

En términos de política nacional, el equipo de Biden ha anunciado hasta ahora que el representante Cedric Richmond dirigirá la Oficina de Participación Pública de la Casa Blanca. Richmond es conocido por sus vínculos estrechos con la industria del petróleo y el gas en detrimento de sus propios electores: el distrito de Richmond incluye siete de los 10 distritos censales más contaminados del país, según la Agencia de Protección Ambiental.

Alejandro Mayorkas será nominado para dirigir el Departamento de Seguridad Nacional. Mayorkas, cuyo padre era propietario de una fábrica en Cuba antes de partir hacia los Estados Unidos tras la revolución del país, sirvió bajo el presidente Obama como jefe de Servicios de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos y como subsecretario de Seguridad Nacional. Formó parte del equipo de inmigración que ayudó a Obama a ganarse el sobrenombre de “Deportista en Jefe” por llevar a cabo una asombrosa cantidad de deportaciones que sembraron el terror en las comunidades de inmigrantes.

Las reformas que se necesitan desesperadamente bajo una administración tan profundamente imperialista y reaccionaria sólo pueden lograrse mediante una lucha militante decidida. La única forma de ganar Medicare para todos, la cancelación de la deuda estudiantil, los cargos criminales para los policías asesinos, la acción dramática sobre el cambio climático y mucho más es exigirlo y respaldar esas demandas con un movimiento de lucha de la clase trabajadora.

Tags

Related Articles

Back to top button
Close